No asistas a la imposición de la ceniza si… / Miércoles de Ceniza, origen y significado

No asistas a la imposición de la ceniza si… / Miércoles de Ceniza, origen y significado

Por Diana Rosenda García Bayardo

No asistas a la imposición de la ceniza si…

1) … si crees que es un rito mágico de protección.
2) … si crees que la ceniza te perdona los pecados.
3) … si lo que buscas es una bonita cruz en la frente para que te la vean los demás.

4) … si crees que es una tradición folclórica.

5) … si no estás dispuesto a abstenerte de carne el Miércoles de Ceniza, el Viernes Santo y los viernes de Cuaresma.
6) … si no piensas ayunar el Miércoles de Ceniza y el Viernes Santo (excepto por prescripción médica).
7) … si no estás verdaderamente arrepentido de tus pecados.
8) … si no estás dispuesto a mejorar radicalmente tu vida cristiana.
9) … si no estás dispuesto a cumplir con lo mínimo que establece la Iglesia, como ir a Misa todos los domingos, y confesarte y comulgar por lo menos una vez al año.
10) … si no aceptas todos y cada uno de los dogmas de fe que Dios enseñó a su Iglesia.
De lo contrario, ir a tomar ceniza será lo mismo que perder el tiempo.
D.R.G.B.

Miércoles de Ceniza, origen y significado


Por Tere Fernández del Castillo

Antiguamente los judíos acostumbraban cubrirse de ceniza cuando hacían algún sacrificio y los ninivitas también usaban la ceniza como signo de su deseo de conversión de su mala vida a una vida con Dios.

En los primeros siglos de la Iglesia, las personas que querían recibir el sacramento de la Reconciliación el Jueves Santo, se ponían ceniza en la cabeza y se presentaban ante la comunidad vestidos con un «hábito penitencial». Esto representaba su voluntad de convertirse.

En el año 384 d.C. la Cuaresma adquirió un sentido penitencial para todos los cristianos y desde el siglo XI la Iglesia de Roma acostumbra poner las cenizas al iniciar los 40 días de penitencia y conversión.

Las cenizas que se utilizan se obtienen quemando las palmas usadas el Domingo de Ramos del año anterior. Recuerdan que lo que fue signo de gloria se reduce a nada.

La imposición de ceniza es una costumbre que nos recuerda que algún día vamos a morir y que nuestro cuerpo se va a convertir en polvo. Nos enseña que todo lo material que tengamos aquí se acaba.
En cambio, todo el bien que tengamos en nuestra alma nos lo vamos a llevar a la eternidad. Al final de nuestra vida sólo nos llevaremos aquello que hayamos hecho por Dios y por nuestros hermanos los hombres.

Cuando el sacerdote nos pone la ceniza debemos tener una actitud de querer mejorar, de querer tener amistad con Dios. La ceniza se le impone a los niños y a los adultos.

El simbolismo de la ceniza es el siguiente:

a) condición débil y caduca del hombre, que camina hacia la muerte;

b) situación pecadora del hombre;

c) oración y súplica ardiente para que el Señor acuda en su ayuda;

d) resurrección, ya que el hombre está destinado a participar en el triunfo de Cristo, y

e) Pascual, al complementarse con el agua purificadora de la vigilia de Resurrección. En suma: es un día penitencial obligatorio para toda la Iglesia y está marcado por el ayuno y la abstinencia de carne.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s