Tomar los problemas de la vida como pruebas no acerca a la gracia de Dios

Tomar los problemas de la vida como pruebas nos acerca a la gracia de Dios

Los problemas son pruebas a superar.
¿Alguna vez ha notado cómo algunas personas toman las malas noticias increíblemente bien? Nos preguntamos ¿cómo pueden soportarlo? ¿Que debe estar pasando por sus mentes? 

pruebas de la vida

Podría ser una enfermedad. Podría tratarse de una muerte en la familia. Podría ser la muerte de un cónyuge, o un divorcio, después de largos años de matrimonio. Podría tratarse de una crisis financiera. Podría ser la soledad, la persecución e incluso la prisión.

¿Cómo lo manejan? nos preguntamos

Pero la respuesta es simplemente que Dios nos da la gracia para manejar todas las pruebas. Cuando hay problemas especiales hay gracias especiales. No importa qué tan “grave”, siempre hay una mejora de su poder – si una persona se nutre de él.

Ese es el gran “si condicional”: la persona afectada debe sentir esta gracia especial de Dios y aceptarla. Cuando esto ocurre, puede incluso llegar a estar en la prueba con una sonrisa. Ese es ciertamente el caso óptimo.

¡Qué difícil es la vida y está destinada a ser!

Tratamos de encontrar el cielo aquí en la tierra, pero siempre habrá luchas, porque esa es la forma de vida que ha sido diseñada en este planeta: como preparación para el más allá, no como paraíso. Estamos para perseverar. No se espera que seamos perfectos. Se espera que tratemos y volvamos a intentarlo. El fracaso no es tan importante (ni remotamente) como el esfuerzo.

Estamos aquí para aprender y cuando fallamos, simplemente debemos ir a él una vez más, en vez de seguir rumiando sobre el fracaso (que es lo que el enemigo quiere que hagamos).

Todos sabemos cómo funciona la vida: un buen día es seguido por uno “malo”. Un gran día es seguido por uno “terrible”.

Es simplemente la prueba de la vida.

Y por más que trate, usted nunca cambiará eso. Siempre habrá desafíos. Es para nuestro crecimiento.

No importa lo que haga, nunca será capaz de encontrar una fórmula para convertir cada día en uno que vaya a su manera – a menos que usted se adapte a que habrá uno “bueno” y uno “malo” y desarrolle el conocimiento para manejarlo correctamente. Es decir: la prueba con una sonrisa. Buscar el bien en una prueba.

Cuando se hace eso, un “problema” se convierte en una alegría porque sabemos que avanzamos aún más en el esquema de los cielos cuando pasamos la prueba.

Ahí mismo, se debe detener y tomar una decisión.

¿Va a detenerse en esa mentira del enemigo y permitir que el miedo le sujete, o va a ser disciplinado en su vida y pensar y hacer lo que dice la Escritura?

La Biblia dice:

“Por lo demás, hermanos, fíjense en todo lo que encuentren de verdadero, noble, justo, limpio; en todo lo que es fraternal y hermoso; en todos los valores morales que merecen alabanza”, (Filipenses 4:8).

Dios nunca nos da una prueba que no podamos manejar.

“Te basta mi gracia; mi mayor fuerza se manifiesta en la debilidad”, dice Él, (2 Corintios 12:9).

¡Cuántas veces nos preguntamos por qué Dios no responde una plegaria! Queremos que él responda de la manera que queremos – exactamente como queremos – a cada solicitud. ¿No está usted decepcionado a veces cuando una de sus peticiones no recibe respuesta?

Sin embargo, piense en lo siguiente:

Si Dios respondiera cada oración individual, cada cosa que queramos, y haga cada cosa de la forma en que pensamos que se supone que debe ser, estaríamos dirigiendo el show y nos habríamos colocado en la posición de ser Dios nosotros mismos (que por supuesto no está en el plan).

¡Si Dios respondiera cada oración de la forma que queremos que Él responda, el alma no avanzaría!

Cuando lo que pedimos está en línea con su plan, sin embargo, eso es una historia diferente. Nos movemos hacia adelante. Ocurren milagros. Recibimos la gracia.

Tal vez su negocio ha sido un poco lento, y en su imaginación ha visto pasar la prosperidad por debajo. Quizás usted ha visto venir a los acreedores y dañarlo.

No, en su lugar, derribe esas imaginaciones erróneas y empiece a ver su negocio dándole la vuelta.

No acepte el mal informe.

Su ángel siempre está ahí para proporcionarle una salida, incluso ante situaciones que parecen no tener salida.

La mayor salida es la de aquí a la eternidad.

Y el movimiento más fácil es ponerse en la onda correcta de Su Gracia, a menudo a través del Sagrado Corazón y por la intercesión de María.

Fuentes: Spirit Daily, Signos de estos Tiempos

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s